Liquidación de inversiones en inmovilizado exterior y liquidación sobre la base de PIT e IVA

Impuesto De Servicio

Los empresarios suelen invertir sus fondos en activos fijos externos. Estas inversiones suelen ser muy costosas, suelen implicar la renovación y modernización de inmuebles para adaptarlos a las necesidades de la actividad empresarial desarrollada. En muchos casos, se produce la liquidación de inversiones en activos fijos extranjeros, por ejemplo, debido a quiebras comerciales.

Costos deducibles de impuestos

La definición de costos deducibles de impuestos se puede encontrar en el art. 22 seg. 1 de la Ley del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, en lo sucesivo denominada Ley PIT.De acuerdo con esta disposición, los costos deducibles de impuestos son costos incurridos para obtener ingresos o para mantener o asegurar una fuente de ingresos, con la excepción de los costos enumerados en el art. 23.

Por lo tanto, para que un gasto sea considerado costo deducible de impuestos, debe, de acuerdo con la definición anterior, cumplir con las siguientes condiciones:

  • tener una relación causal con los ingresos o la fuente de ingresos y ser incurridos para obtener ingresos o para preservar o asegurar la fuente de ingresos;

  • No estar en la lista de gastos no reconocidos como costos deducibles de impuestos, a que se refiere el artículo 1. 23 seg. 1 de la Ley del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas;

  • estar debidamente documentado.

Inversiones en activos fijos extranjeros

La Ley del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas no contiene una definición legal de inversiones en activos fijos extranjeros, pero se supone que incluyen, por ejemplo, cualquier gasto incurrido en un edificio (local) utilizado para fines comerciales, del cual el contribuyente no es el propietario. , sino un inquilino o inquilino. Entonces es una especie de activo fijo.

Ejemplo 1.

Un empresario que comerciaba con artículos para el hogar decidió expandir su negocio. Alquiló un pabellón comercial en otra ciudad, que, sin embargo, requería una completa modernización. El empresario, con el consentimiento del arrendador, realizó una inversión en el pabellón. El contrato de arrendamiento se celebró por 10 años. En este caso, los gastos realizados deben considerarse inversiones en activos fijos extranjeros.

En el caso de los activos fijos, las amortizaciones por depreciación son deducibles de impuestos. Lo anterior resulta del art. 22 seg. 8 de la Ley PIT. A la luz de esta disposición, los costos deducibles de impuestos son cancelaciones por el consumo de activos fijos e intangibles (cancelaciones de depreciación) realizadas solo de acuerdo con el Art. 22a-22o, teniendo en cuenta el Art. 23.

Recuerde que están sujetos a depreciación, sujeto al Art. 22 c, propiedad o propiedad conjunta del contribuyente, adquirido o fabricado por su cuenta, completo y apto para su uso en la fecha de aceptación para su uso:

  1. estructuras, edificios y locales de propiedad separada,

  2. máquinas, dispositivos y medios de transporte,

  3. Otros elementos,

con un período de uso esperado superior a un año, utilizado por el contribuyente para los fines relacionados con su actividad empresarial o puesto en uso sobre la base de un contrato de alquiler o arrendamiento o un contrato especificado en el art. 23a, punto 1, denominado activos fijos (véase el artículo 22a, apartado 1, de la Ley PIT).

La Ley PIT también reconoce como activos fijos las inversiones en activos fijos extranjeros. Por lo tanto, están sujetos a depreciación (véase el artículo 22a (2) (1) de la Ley PIT). Es importante destacar que en este caso, las inversiones se clasifican como activos fijos, independientemente del período de uso esperado, es decir, el período de uso no tiene que ser superior a un año.

Liquidación de inversiones en activos fijos extranjeros - costos

Recordemos que las pérdidas derivadas de la liquidación de inmovilizado no amortizado no se consideran costes deducibles de impuestos si estos activos han perdido su utilidad económica por un cambio en el tipo de actividad.

Es decir, en el caso de que la liquidación del inmovilizado se haya realizado por el hecho de que el inmovilizado utilizado en la actividad empresarial hasta el momento haya perdido su utilidad por un cambio en el tipo de actividad, la pérdida incurrida no constituye un costo de impuestos. Sin embargo, si todas las actividades en el campo de la gestión racional de activos fijos como parte de la actividad económica ya realizada dan como resultado la liquidación de algunos de estos fondos, están económica y económicamente justificadas, no pueden calificarse como un cambio en el tipo de actividad económica. actividad, en cuyo caso, a contrario, las pérdidas por liquidación no compensan íntegramente el inmovilizado depreciado provocado por tales eventos, pudiendo reconocerse como deducible fiscalmente por el monto del valor no depreciado de estos activos.

Ejemplo 2.

Un empresario que dirigía una cadena de tiendas de comestibles alquiló un pabellón de compras. Hizo una inversión en él. El contribuyente realizó actividades comerciales en el pabellón durante ocho meses. Se ha abierto un nuevo mercado cercano. En consecuencia, el empresario tuvo que cerrar su pabellón comercial. En tal caso, ¿puede el contribuyente incluir los gastos incurridos y no depreciados como costos deducibles de impuestos?

En este caso, las pérdidas resultantes de la liquidación de los desembolsos no amortizados en su totalidad en el inmovilizado extranjero constituyen costos deducibles de impuestos. El empresario liquidó el inmovilizado no totalmente depreciado no por un cambio en el tipo de actividad empresarial, ya que continuará realizando actividades comerciales, solo en otras ubicaciones. En resumen, el contribuyente podrá incluir la parte no depreciada de la inversión en el activo fijo extranjero. Lo anterior está confirmado por la interpretación del Director de Información Tributaria Nacional del 26 de abril de 2019, número 0113 - KDIPT2–1.4011.211.2019.2.RK.

Ejemplo 3.

El joven emprendedor decidió abrir su primera tienda de ropa. El contribuyente alquiló un local en un centro comercial e invirtió en él. El contribuyente realizó actividades comerciales en el local durante ocho meses, pero la falta de experiencia provocó que lo cesara. Decidió cambiar la industria y comenzar un negocio de transporte. El contribuyente, junto con el cambio de industria, dejó gastos impagos en el local alquilado.

En este caso, no tendrá derecho a incluir el gasto en el local alquilado como gastos deducibles de impuestos. El empresario hizo liquidación porque cambió de negocio.

¡Comience un período de prueba gratuito de 30 días sin condiciones!

Liquidación de inversiones en activos fijos extranjeros - IVA

Al invertir en un activo fijo extranjero, los contribuyentes suelen incurrir en gastos importantes. Si los empresarios son contribuyentes activos del IVA, tienen derecho a deducir el impuesto soportado resultante de las facturas de compra. Sin embargo, ¿qué debería hacer un contribuyente en una situación en la que se liquida una inversión en un activo fijo extranjero?

Ejemplo 4.

En 2017, el contribuyente alquiló el inmueble en el que había invertido, convirtiéndolo en restaurante. El valor de la inversión fue de 200.000 PLN, IVA deducido: 46.000 PLN. Clasificó los gastos como inversiones en activos fijos extranjeros sujetos a depreciación. En mayo de 2019, el contribuyente tuvo que dar por terminado el arrendamiento. El arrendador acordó que el inquilino dejaría los gastos. Además, no fueron devueltos. En tal situación, el contribuyente debe corregir el impuesto deducido antes (solo han pasado dos años desde que se dedujo el impuesto soportado). El contribuyente deberá realizar la corrección en mayo de 2019. 

Lo anterior se confirma en la sentencia del Tribunal Supremo Administrativo de / 13 de diciembre de 2016, expediente ref. archivo I FSK 255/15. Declaró que en el caso de una inversión en un activo fijo extranjero (edificio), el contribuyente debe realizar un ajuste de acuerdo con el art. 91 párrafo. 2 de la Ley del IVA. Permítanos recordarle que en el caso de bienes y servicios incluidos por el contribuyente sobre la base de las disposiciones sobre PIT (excluidos aquellos cuyo valor inicial no exceda los 15.000 PLN), el impuesto soportado previamente deducido cobrado dentro de 5 años consecutivos debe ser corregido en caso de su liquidación. El ajuste anual en el caso al que se refiere la primera frase se aplica a una quinta parte, y en el caso de los bienes inmuebles y derechos de usufructo perpetuo de la tierra, a la décima parte del monto del impuesto soportado sobre su adquisición o producción. Entonces, si no obtenemos un reembolso, tenemos que corregir el impuesto soportado previamente liquidado.